A la hora de hacer un rediseño de un tema o plantilla WordPress la mayor parte de los cambios se realizan sobre las hojas de estilo, o sea los archivos CSS.

Una buena forma de hacer cambios de estilo es crear una hoja de estilos nueva e incluirla directamente en header.php. Asegúrate que la línea que carga tu CSS es la última de todas, no debe haber ninguna otra declaración de CSS después de la tuya. De esta manera podrás sobrescribir cualquier regla CSS que se haya declarado anteriormente, no solo del tema sino también de un plugin o un slider. Es una forma muy limpia de editar estilos en una plantilla o tema WordPress sin modificar los ficheros existentes. De esta forma si hay que actualizar el tema lo podrás hacer con la única excepción de conservar tu hoja CSS y volver a modificar header.php como hemos mencionado anteriormente.

Valora este contenido post
Valoración en Google
5.0
Basado en 68 opiniones
×
js_loader