Si estás pensando crear una tienda virtual debes conocer algunas cuestiones que son fundamentales para tener éxito en tu proyecto, te las vamos a desvelar a continuación.

La primera de ellas es utilizar una herramienta o software estándar de comercio electrónico. Te recomendamos Prestashop porque es potente, flexible y gratuito! y tiene un panel de control intuitivo y fácil de usar para usuarios no técnicos. Insistimos mucho en usar herramientas estándar porque en algunas ocasiones nuestros clientes han usado sistemas propietarios realizados por la empresa de desarrollo que se va hacer cargo del proyecto. Esto es un error muy grave, no se debe utilizar ningún software propietario porque establece una relación irrompible hacia esa empresa de desarrollo y lo que nos interesa es tener una tienda virtual online desarrollada en un sistema estándar y abierto que cualquier profesional web pueda mantener. Conocemos casos de clientes que tuvieron diferencias con el desarrollador y se dieron cuenta que estaban totalmente atados porque la había programado él, sólo él la conocía internamente y no estaba dispuesto a instalarla en otro servidor diferente al suyo, o si estaba dispuesto era muy difícil que otro programador continuase con el proyecto. Esto es un secuestro informático en toda regla.

La segunda cuestión que debes saber es el coste que tiene este tipo de desarrollos, al menos de forma aproximada porque cada empresa tiene sus criterios de costes. A continuación te dejamos un artículo donde indicamos precios y tarifas para creación de tiendas virtuales, así podrás tener una idea aproximada de la inversión.

Tercera. ¿Vas a tener stock? Lo normal es que sí pero hay tiendas que no quieren o no pueden tener stock y se ven obligados a producir la mercancía a medida que la van vendiendo a través de la web. La venta virtual sin stock te facilita el trabajo, no necesitas un almacén o zona para almacenar producto, incluso te permite enviar el producto directamente desde el distribuidor al cliente final, pero te obliga a establecer plazos de entrega mucho mayores y esto no siempre gusta al comprador.

Cuarta: Comisiones. Si vas a vender mediante una pasarela de pago bancaria en tu web o PayPal debes tener claro que estos servicios cobran comisión. PayPal te permite una integración del sistema de pago a través de la web mucho más fácil que el ofrecido por un banco pero las comisiones son mucho mayores. Con PayPal estamos hablando del 3% y con un banco hablamos del 1%, incluso menos si lo peleas bien y vendes mucho. Debes saber que Paypal también admite tarjetas bancarias, aunque el comprador debe tener una cuenta PayPal.

 

Venta online: Cómo crear tu tienda virtual online
Valorar este contenido

Uso de cookies

Esta página web utiliza cookies de terceros, cuya finalidad es mejorar nuestros servicios mediante el análisis de sus hábitos de navegación. Si continua navegando, consideramos que acepta su uso. Si cambia de opinión puede cambiar la configuración sobre el uso de las mismas, y obtener más información sobre éstas aquí.

ACEPTAR
Aviso de cookies